Arte Puntual

La majestuosa águila real

Alejandra Ayala

 

¡Hola! mis queridos amigos y fieles seguidores de éste su espacio Arte Puntual PUNTUAL, siéntanse bienvenidos y pónganse cómodos para recibir toda la luz y magia que nos regala nuestro tema de hoy.

Y en este alegre y colorido mes les invito a viajar a través del tiempo y vayamos a recordar el motivo por el cuál, además de identificarnos con los preciosos y radiantes colores verde, blanco y rojo, nos acompaña una majestuosa águila devorando una serpiente en nuestro Escudo Nacional, que como mexicanos, y más quienes tenemos la intensidad vivida en todo, al admirarla, nos hace brincar el corazón y nos mueve las entrañas.

J. Alejandra Ayala / Artista Plástica

De este tema se nos ilustra desde pequeños, aunque conforme pasa el tiempo nuestro sentimiento se estremece y el arte colorido distintivo de nuestras raíces empieza a desfilar delante de nosotros, podemos deleitarnos con las calles bellamente adornadas por banderas, flores, cintas de colores que nos alegran el alma.

PíntAle con el deseo de siempre elevarnos este espíritu inquieto que nos encuentra reunidos aquí, elegí de ese reino, que yo defino como el perfecto, el reino animal. Hablar del águila, la cual se definió con suavidad y fuerza a través de mi pincel.

EL ÁGUILA REAL MEXICANA, ES SÍMBOLO DE NUESTRA IDENTIDAD

Como también es un ave que ha sido venerada desde la época prehispánica, principalmente, por la etnia mexica. Sin embargo, su majestuosidad ha trascendido las fronteras del tiempo y continúa siendo un ave importante para nuestra cultura, a tal punto que es la protagonista de nuestro emblema nacional.

El águila ha sido símbolo celeste, ave de luz y de iluminación, de la altitud y la profundidad del aire, debido a su capacidad de elevarse por encima de las nubes y acercarse al sol.

Es encarnación del propio astro y del fuego, porque, además de su plumaje dorado, se cree que puede mirar fijamente al sol que, a su vez, es “el ojo que todo lo ve”, la inteligencia, la racionalidad.

Por mi parte, resulta un deleite delinear y llenar el colorido único de su plumaje, además de lograr plasmar lo real de su vuelo sereno, elegante y majestuoso.

Una vez más el agua y el color se unen logrando esa textura y profundidad exclusiva de la acuarela.

Un detalle más que atrapa mi atención, y estoy segura que a más de uno también, es  que el águila real es monógama, característica que una vez más coloca a ese mágico mundo animal por sobre muchas otras especies. Suele reproducirse con la misma pareja a lo largo de su vida.

Aquí les comparto la hermosísima obra que nos llena de admiración y honor por ser representante de un pueblo que, como ella, está lleno de magia y color, acompañado de arte en sus paisajes cultura y habitantes, pueblo azteca que abraza y atrapa envolviéndonos con su historia que hasta al día de hoy nos deleita los sentidos. Y yo enamorada de ésta tierra llena de abundancia elegí mi arquetipo haciéndome llamar también Luna Azteca.

Para quién se esté preguntando ¿y qué es un arquetipo?  No se pierdan nuestro siguiente artículo, donde nos adentraremos en  este creativo e ilustrativo tema… y si deseas hacer algún comentario, aportar alguna idea de este o un tema que te gustaría que se tocara, puedes hacerlo a través de mi correo: pintale73@hotmail.com o mi Facebook PíntAle Alejandra Ayala, donde siempre hay un lugar para ti.

¡Gracias por volar conmigo y permitirnos elevar nuestro ser y sentirnos más mexicanos, agradecidos y orgullosos1

Y recuerda… yo soy del color que tú me quieras ver.

Su eterna amiga

Alejandra Ayala

PíntAle

Deja un comentario

Nombre y Correo obligatorios (Tu correo electrónico no será visible).

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.