¡Buenos Días Señor Gobernador!

Por: Antonio Huerta Gutiérrez

¿A qué santo se encomienda Marcela González Salas? Nadie lo sabe, pero su designación ahora al frente de la recién creada Secretaría de Cultura y Turismo deja muy claro que hay algo más que buena suerte en su carrera política. A pesar de haber abdicado al Partido Revolucionario Institucional (PRI) y abiertamente militar en el Partido de la Revolución Democrática (PRD) parece haber sido “perdonada” de la traición política, misma que al parecer impulsó su trayectoria en la administración pública mexiquense, tal como lo hizo en su momento Eruviel Ávila Villegas aliándose con el PRD para presionar su designación como candidato del tricolor. Sin embargo, Marcela González no solamente está “manchada desde el punto de vista partidista, sino arrastra todavía irregularidades financieras por 10 millones 705 mil pesos, de acuerdo con el reporte de la Auditoría Superior de la Federación que en su análisis de los Programas Culturales de las Entidades correspondiente al año 2018 observó que hubo desvíos y pagos de facturas ilegales en la Feria Internacional del Libro del Estado de México, Festival del Quinto Sol, Décimo Festival de Coros de Cámara del Estado de México y también se asignaron de forma inadecuada las Becas Elisa Carrillo Cabrera del 2018. Y todavía la premian…

Deja un comentario

Nombre y Correo obligatorios (Tu correo electrónico no será visible).

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.