¡Buenos Días Señor Gobernador!

Por: Antonio Huerta Gutiérrez

Lo único que dejó claro la elección de la próxima dirigencia nacional del Partido Revolucionario Institucional es que se quedaron sin militancia y que las mañas son exactamente las mismas que los sepultaron en el vergonzoso sitio donde hoy están ubicados como “fuerza” política. Urnas a medio llenar antes de abrir los centros de votación, robo de las mismas y otra larga lista de irregularidades, echaron abajo la última oportunidad que tenían los del tricolor de limpiar la cara a ese partido y resurgir. Lástima, solitos enterraron lo que quedaba del otrora poderoso “partidazo”.

Deja un comentario

Nombre y Correo obligatorios (Tu correo electrónico no será visible).

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.