DICTAN ONCHE AÑOS DE PRISIÓN A EXJUEZA EN GUATEMALA

8249da47-7161-402a-b8f1-dbd47797a325_1024_512Tribunal de Guatemala condena a 11 años de prisión a la exjueza Jisela Yadel Reinoso Trujillo,  por los delitos de lavado de dinero y enriquecimiento ilícito, además de inhabilitarla para ejercer cargos públicos mientras dure la pena.

Reinoso Trujillo, quien se encuentra en libertad bajo fianza desde diciembre de 2015, continuará con las medidas sustitutivas hasta que esté firme el fallo, de acuerdo a la información judicial.

La sentencia, emitida este martes por el Tribunal Tercero de Sentencia Penal, encontró pruebas suficientes, para poder condenar por unanimidad a la jueza. Decisión que fue emitida por los jueces Saúl Álvarez Ruiz, César Amézquita Ruano y Julio Jerónimo Xitumul.

Los jueces valoraron las pruebas presentadas por el Ministerio Público y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala, de esta forma  emitieron 6 años de prisión inconmutables por el delito de lavado de dinero, así como también una multa de más de 389.000 quetzales (más de 50.000 dólares), 5 años de cárcel conmutables y una multa de 50.000 quetzales (6.5000 dólares) por enriquecimiento ilícito.

Reinoso Trujillo fue absuelta del delito de incumplimiento de deberes por no presentar la declaración jurada patrimonial. Este extremo debe ser considerado por la Contraloría General de Cuentas y no por el Tribunal.
Fue arrestada en septiembre de 2015 y enviada a prisión preventiva por el juez José Eduardo Cojulum, quien posteriormente se excusó del caso por su amistad con el abogado defensor de Reinoso Trujillo.
La exjueza de lo penal defendió en todo momento su inocencia y solicitó sin éxito que el juez desestimara a la Cicig. Estuvo recluida en el Cuartel Matamoros, ubicado en la zona 1 de la capital del país, desde el 24 de septiembre de 2015 hasta el 10 de diciembre del mismo año, cuando quedó en libertad bajo fianza.

La acusación en contra de la magistrada procedía de una denuncia recibida sobre las actuaciones de la jueza, con las cuales pudo haber incrementado injustificadamente su patrimonio en al menos 184.000 dólares.
Entre las principales evidencias de la denuncia, la fiscalía guatemalteca establece que Reinoso Trujillo ingresó 1,4 millones de quetzales a sus cuentas bancarias en efectivo y en cheques depositados, de los que se desconoce el origen y el concepto.
Además, supuesta mente pagó el 45,5 por ciento de una vivienda valorada en 302.235 dólares, que «desborda sus posibilidades de pago» según los ingresos que percibía.

Deja un comentario

Nombre y Correo obligatorios (Tu correo electrónico no será visible).

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.