SIN INMIGRANTES NO EXISTIRÍAN ESTÁS MARCAS

Un repaso por algunos de los casos de empresas líderes en tecnología que fueron fundadas por inmigrantes y refugiados como los que deja afuera del ese país la última medida de Donald Trump.

Estados Unidos no sería la mayor economía del mundo si no fuese por la creatividad, el trabajo y la innovación de 41 millones de sus inmigrantes, el equivalente a una Argentina entera instalada en suelo norteamericano. Ese país, con 320 millones de habitantes y un PBI superior a US$ 18.560 billones, no sólo se jacta de ser el dueño de patentes de propiedad intelectual (suma unas 200.000 cada año) y de marcas de impacto mundial como Whatsapp, Tinder o Yahoo, empresas fundadas por un ucraniano, un iraní y un taiwanés; respectivamente, sino que además el Estado llena sus arcas públicas con el cobro de impuestos anuales sobre las ganancias de esas compañías exitosas con oficinas centrales en distintas ciudades de California, la sexta economía global si se coteja su PBI (US$ 2500 billones) con la de los países más ricos.

Las estadísticas oficiales indican que uno de cada tres emprendedores en EE.UU. nació en el exterior. Se sabe que hay 27 millones de inventores y creadores de nuevas empresas, sobre todo en las industrias de la tecnología e Internet de las cosas. Y el 9% de ese total son inmigrantes.

En Estados Unidos hay 20 millones de empresas registradas, las más reconocidas en el exterior son evidencia suficiente de que inmigrantes destacados han dejado un legado insuperable. Muchos de ellos, hoy multimillonarios, pagan tasas impositivas que oscilan entre 35% y 60% en base a sus ingresos anuales y, lo que no es menor, generan miles y miles de empleos en industrias tan prósperas como necesarias: tecnológica, transporte, logística, alimenticia, farmacéutica, biotecnológica, financiera y cinematográfica, entre otras.

Algunos de los responsables de que hoy existan compañías exitosas en Silicon Valley, el corazón del desarrollo tecnológico global, son personas nacidas fuera de Estados Unidos.

Deja un comentario

Nombre y Correo obligatorios (Tu correo electrónico no será visible).

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.