LÍDERES POLÍTICOS

 

Jesús Belmont Vázquez

Moches

• Bajo lupa funcionarios de la PGJCDMX

• Desleal competencia en industria médica

Palacio Legislativo de San Lázaro.- Nos comentaron que el gobierno de Miguel Ángel Mancera y la procuraduría capitalina a cargo de Edmundo Garrido, no permitirán más actos de corrupción en la adquisición de bienes y servicios en la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México.

Lo anterior, a raíz del cese del que fuera director de Adquisiciones, Pedro Moreno Ramírez, quien corrompió a la Contralora Interna, Mónica León Pérez, misma que permitió irregularidades en adquisiciones y obras a pesar de existir sobreprecios de entre el 20 y 35 por ciento.

En los convenios de la PGJCDMX con SUPERISSSTE R-246/2015, R-168/2015, R-234/2015, R-245/2015, se pueden corroborar variaciones en los precios al comprarse mediante adjudicación directa bajo el amparo del artículo 1 de la Ley de Adquisiciones. Dichos productos no pasan por ningún escrutinio o los funcionarios blindan la fraudulenta operación.

Otro caso es la compra de patrullas, la cual se declaró desierta y hasta que hubo un acuerdo con el proveedor DIVOL, S.A, se le adjudicó el contrato PGJDF-136/2016 a pesar de incumplir con las especificaciones técnicas.

Esta compra se hizo bajo la anuencia del ex Oficial Mayor, Félix Escobedo García y respaldada por su sucesor Octavio Medina.

Aunado a lo anterior se incrementó el costo en el equipo policial, mismo que no está especificado y fue dirigido a un proveedor, Federal Signal.

Otro caso es la adjudicación de mobiliario que no cumple con las especificaciones, pero si con el “moche” para Pedro Moreno, quien fue separado del cargo por estos hechos.

Están bajo la lupa del gobierno capitalino Jorge Jaramillo, subdirector de Adquisiciones y a una mujer de nombre Miriam, ubicada por el ex Oficial Mayor para cuidar los intereses de DIVOL, SA y el mantenimiento al parque vehicular MTV. Lo mismo Martha Delia Castro, con quien Jaramillo tiene relación directa.

Competencia desleal en industria de equipo médico

En la víspera del proceso de licitaciones a nivel central y de las delegaciones del IMSS en Oaxaca, Querétaro, Colima, Guanajuato, Aguascalientes, Puebla y Baja California Sur, hay preocupación por la presencia de empresas que intentan engañar a la institución.

Dichas empresas proveen productos asiáticos de mala calidad exhibiendo las leyendas “Hecho en México” o “Made in USA”, lo cual es tolerado por algunos funcionarios.

Tal situación debe ser combatida por la COFEPRIS, Aduanas, SAT, ISSSTE, SEDENA y las secretarías de Salud federal y estatales.

Además de generar una competencia desleal, las instituciones adquieren equipos que incumplen con las expectativas tecnológicas y la vida útil que debieran tener estos equipos.

Algunas de estas empresas son: Dacega Corporation, S.A. de C.V., con la marca Advanced (electrocardiógrafos, lámparas y mesas quirúrgicas, anestesias y centrales de monitoreo); Fleuretty de México S.A. de C.V., con las marcas Dynatop (camas y camillas hospitalarias), Maltvick (Monitores de Signos Vitales); Corporativo Promedica de México S.A de C.V., con Promedimex y Dimedic (camas y camillas hospitalarias).

Medica D S.A. de C.V. (monitores de signos vitales), Quantum Medical Group S.A. de C.V. con la marca Adex (estuches de diagnóstico); Medical Center Distribución S.A. de C.V. con Bistos y MedStar (estetoscopios, cardiotocógrafos, lámpara de fototerapia y baumanómetros); Instrumentos y Accesorios Especializados S.A. de C.V. con la marca LGMD (lámparas), Fehlmex S.A. de C.V. (lámparas y mesas quirúrgicas) e Industrias Cobramex S.A. de C.V., con la marca Bame (lámparas y mesas quirúrgicas).

Un buen caso para auditar sería la licitación LA-019GYR031-E84-2017 del pasado 21 de julio del IMSS-Sonora, donde la mayoría de estas empresas se repartieron el pastel.

Los servidores públicos involucrados son: Víctor Murrieta González, titular de la Unidad de Abastecimiento y Equipamiento; Vania Gabriela Fontes Hernández, titular de la Coordinación Biomédica, Carlos Salazar Romo, titular del Departamento de Adquisición y Contratación de Bienes y el representante del Órgano Interno de Control.

El titular de este órgano, Marco Antonio Andrade Silva, debe revisar esta licitación debido a que encierra actos de corrupción.

Seguramente el comisionado de la COFEPRIS, Julio Sánchez y Tepoz, mandará a sus auditores a confirmar la supuesta fabricación nacional, registros sanitarios y demás documentación que falsifican estas empresas.

Jesus.belmontt@gmail.com

Deja un comentario

Nombre y Correo obligatorios (Tu correo electrónico no será visible).

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.